Lindor Lady - suelo pélvico

¿Qué es el suelo
pélvico

El suelo pélvico es el conjunto de músculos y ligamentos que rodean la cavidad abdominal en su parte inferior. Van des del final de la columna (coxis) hasta la parte baja del estómago (hueso púbico). Sostienen todos los órganos pélvicos (vejiga, uretra, útero, vagina y recto) y aseguran su normal funcionamiento.

  • Sostienen la vejiga donde se almacena la orina, el útero (matriz) y el intestino.
  • Ayudan al funcionamiento normal de la vejiga y el intestino, y a prevenir las pérdidas de orina.
  • Contribuyen a la función sexual.

El suelo pélvico es algo dinámico, se adapta a nuestro movimiento, pero siempre manteniendo una adecuada tensión que sujete los órganos dentro de la pelvis. Cuando el suelo pélvico se debilita, surgen problemas que pueden afectar al funcionamiento de los órganos pélvicos.

Los músculos del suelo pélvico, al igual que el resto de los músculos, van perdiendo fuerza con el paso del tiempo. Afortunadamente, la pérdida de la fuerza de los músculos del suelo pélvico puede mejorarse ejercitándolos regularmente.

Antes de empezar es esencial tener localizados estos músculos, para ello trata de interrumpir la micción la próxima vez que vayas a orinar, notarás el músculo que estás utilizando. Ese es justamente el suelo pélvico, el músculo que vamos a trabajar. Recuerda no realizar este ejercicio más de una o dos veces, ya que abusar de esta técnica puede provocar infecciones de orina debido al vaciado incompleto de la vejiga.

Fortalecer el suelo pélvico

Lindor Lady - ejercicios de suelo pélvico

La debilidad de la vejiga se puede mejorar ejercitando regularmente los músculos del suelo pélvico.

Para sacarle el máximo partido a los ejercicios de refuerzo del suelo pélvico, debes tener estos consejos en cuenta:

  • Realiza los ejercicios en una habitación ventilada. Utiliza una esterilla y ropa cómoda.
  • No comas al menos una hora antes de iniciar con los ejercicios.
  • Ve al baño antes de empezar.
  • Repite cada ejercicio de 3 a 5 veces.
  • Cada ejercicio tiene una posición de inicio y una posición activa. En función de tu forma física general, mantén la posición activa durante 3, 5 o 7 segundos. Con la práctica podrás mantener la posición activa durante más tiempo.
  • Los ejercicios nunca te deben causar dolor. Recuerda, no es la cantidad sino la calidad del ejercicio.
  • Para notar cambios, tienes que ejercitarte regularmente. Por último, ten en cuenta que los ejercicios de suelo pélvico no sustituyen a los controles periódicos con el urólogo, pero pueden marcar una diferencia real.

Activar el suelo pélvico

Lindor Lady - Activar el suelo pélvico con la respiración

La importancia de la respiración

Mientras estas practicando los ejercicios de suelo pélvicodebes realizar la llamada respiración diafragmática.

Consiste en inspirar profundamente como si quisieras llevar el aire hacia la zona lumbar (la que se encuentra entre la pelvis y el tórax). Esta técnica activa el diafragma, que a su vez implica a los músculos del suelo pélvico.

No aguantes la respiración durante los ejercicios. Respira con naturalidad, inspirando por la nariz y espirando por la boca, ligeramente abierta. Al final de cada repetición, relájate durante el doble del tiempo que hayas mantenido la posición activa.